Ruido, gente, teatros, cines (antes sobretodo), salas de exposiciones, plazas, librerías, ferias artesanales y vecinales, más gente, autos, ómnibus. Apesar de que hace años que no vivo por ahí, cuando voy, siento esa mezcla de aturdimiento con sentirme en casa. Y agradezco todo lo que le dió a mi infancia y adolescencia     el haberme criado en un lugar así, tan diverso y lleno de oportunidades culturales. La sensación de que TODO queda cerca y a todos lados se puede ir caminando. La biblioteca Nacional (cuando no había internet para estudiar), los festejos (de lo que fuera) en 18, el desfile de Carnaval en febrero…

18 y Yí



Empezaba a atardecer y con Aiti nos teníamos que volver en bus. Yo tenía ganas de caminar por las calles y entreverarme con la gente y el ruido …y perder el tiempo sacando fotos. Y volver el tiempo atrás, cuando no me tomaba un bus, sino que caminaaaaaaaba.

 Pero me volví a casa y saqué unas pocas.



14 comentarios

  1. Querida hija:
    Me encantó tu mirada actual al viejo barrio, o sea me gustaron las fotos, y al mismo tiempo tuve la fantasía que la foto "La alegría de Susana" que publiqué en Facebook, si no "disparó" ese paseo y esas tomas, porque ese paseo fue anterior, por lo menos, de alguna manera, se articuló con ellas.
    Así como heredaste de tu madre: la línea, el color y la creatividad, me gusta pensar que con la fotografía, algo de mí ser creativo, también pasó para tí. Besos.
    Pa

  2. esa calle es la que està cerca del Mercado de Artesanos?????? que bonito, como me gustò Montevideo, tengo un encargue para que veas que tambien te puedo dar trabajo……jajajaja
    cuando sean las llamadas avisa, fuimos de casualidad en esas fechas y quedamos chochos!! dijimos de volver pero con amigos, es algo para mostrar!!!!!!

  3. En unas vacaciones me quedé un par de días en Montevideo para poder recorrerla y lo que te puedo decir con todo lo que eso implica es que me sentía en casa. Tengo que volver con una buena guía turística 🙂
    Besote!!

  4. Susana siempre es bueno volver a los lugares de tu infancia y adolescencia…es volver un momento para atrás el reloj y recordar y descubrir nuevas y viejas sensaciones todo mezclado…
    un abrazo y feliz fin de semana

  5. La verdad es que así como vos contas que caminabas esas calles lo hice yo en infinidad de veranos, con amores , sola, con mi prima, quizás hasta en algún momento nos cruzamos por ahí.Hoy en día cuando voy paso, respiro,recuerdo y sigo para tres cruces a tomar omnibus para Neptunio, que es donde vive mi primo, y nuevos recuerdos atesoro para años venideros.
    Beso grande grande

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *